UANDES y C4C publican primer ensayo clínico de terapia celular para tratamiento de artrosis de rodilla

Jueves 10 de enero de 2019

Investigadores de Cells for Cells y de Clínica Universidad de los Andes desarrollaron una terapia para el tratamiento sintomático de la artrosis, utilizando células mesenquimales del estroma del cordón umbilical.


La artrosis de rodilla es una de las principales causas de dolor y discapacidad. Mientras que los tratamientos convencionales muestran beneficios modestos, el objetivo de este estudio fue evaluar la seguridad y la eficacia de la inyección intraarticular -única o repetida- de células mesenquimales derivadas de cordón umbilical y seleccionadas por su potencial regenerativo, a través de un tratamiento alógenico, es decir, con células madre de un donante y no del mismo paciente.


El diseño del estudio comparó la eficacia y seguridad de CELLISTEM® OA versus ácido hialurónico como tratamiento de la osteoartritis sintomática de rodilla en 30 pacientes chilenos entre 40 y 65 años de edad, entre los años 2015 y 2017. El trabajo demostró que los pacientes con artrosis de rodilla tratados con la terapia celular CELLISTEM® OA experimentaron una mejoría significativa en la disminución del dolor, aumento de la movilidad y disminución de la rigidez.


Este estudio de Cells for Cells y Consorcio Regenero, titulado “Allogeneic Mesenchymal Stromal Cell therapy for knee-OA: A phase I/II randomized controlled trial”, fue publicado en la prestigiosa STEM CELLS Translational Medicine, una de las revistas de mayor impacto en el área de la terapia celular, lo que respalda la rigurosidad del ensayo clínico, único en su tipo a nivel mundial. Se trata, además, del segundo estudio clínico originado en nuestro país que usa células madre. Previamente, en septiembre de 2017, Cells for Cells había publicado el estudio clínico RIMECARD en la revista científica Circulation Research Journal de la American Heart Association (AHA).


La publicación de este ensayo clínico viene a respaldar el desarrollo de terapias celulares innovadoras y el trabajo que está realizando Cells for Cells en este ámbito. Es así como a este importante logro se suma al proceso de internacionalización de la terapia Cellistem® a Perú y prontamente a Colombia.

 



Resultados del ensayo clínico
Francisco Espinoza, director médico de Cells for Cells, académico de la Facultad de Medicina y reumatólogo de Clínica de la Universidad de los Andes, destacó que el trabajo de tantos años cuenta con el respaldo explícito de la comunidad científica especializada. Además, indicó que junto al equipo de investigadores “nos sentimos alentados por estos resultados, porque podrían allanar el camino a una nueva terapia no invasiva, que mejora la calidad de vida de un grupo de pacientes que actualmente enfrenta opciones terapéuticas muy limitadas”.


En términos de dolor, CELLISTEM® OA fue muy superior al Ácido Hialurónico a los 6 y 12 meses de seguimiento. Dos dosis de CELLISTEM® OA con un intervalo de 6 meses entre dosis es el tratamiento que obtuvo los mayores beneficios, con una reducción del dolor de un 85%.


En términos de función articular, CELLISTEM® OA también fue significativamente superior al Ácido Hialurónico a los 6 y 12 meses de seguimiento. Una dosis de CELLISTEM® OA repetida a los 6 meses obtuvo mejores resultados, con una reducción relativa de la discapacidad articular del 90%.


El porcentaje de pacientes respondedores medidos por el OMERACT-OARSI Responder Index Criteria, también fue significativamente superior con CELLISTEM® OA, obteniendo una respuesta del 100% en pacientes que recibieron el tratamiento dos veces al año.


Para Maroun Khoury, director científico de Cells for Cells, “la mejoría sintomática de la artrosis puede estar asociada no sólo a la alta capacidad regenerativa y de diferenciación que presentan las células derivadas del cordón umbilical, sino a su efecto inmunoregulador o incluso a nuevos mecanismos de acción que aún estamos dilucidando. Mediante estos factores podemos seleccionar qué células tienen un mejor efecto en una u otra patología, como osteoartritis de rodilla o insuficiencia cardíaca”, señala.


Previo al estudio en pacientes, hubo un extenso trabajo de investigación preclínica en el laboratorio para respaldar la seguridad y eficacia de esta terapia y desentrañar sus posibles mecanismos de acción. En él participaron los académicos, médicos e investigadores José Matas, Mario Orrego, Diego Amenábar, Catalina Infante, Rafael Tapia‐Limonchi, María Ignacia Cádiz, Francisca Alcayaga‐Miranda, Paz L. González, Emilio Muse, Maroun Khoury, Fernando Figueroa y Francisco Espinoza.


“Este es el resultado de un trabajo de muchos años de un equipo de profesionales comprometidos con la innovación, y que contempla investigación y desarrollo de una terapia médica avanzada que cuenta con respaldo clínico y con protección de la propiedad intelectual. Estamos muy contentos y satisfechos con este hito, porque no sólo estamos avanzando en el área de la terapia celular, sino que estamos ayudando a mejorar la calidad de vida de muchas personas que sin esta terapia no tendrían muchas opciones de tratamiento”, afirma Roberto Bobadilla, gerente general de Cells for Cells y Consorcio Regenero.