Convertidor catalítico para estufas: una solución al problema de la contaminación

Viernes 28 de diciembre de 2018

En Chile, el 74% de los hogares entre las regiones de O'Higgins y Aysén usan la leña como combustible de calefacción y cocción (según estudio de Casen de 2013). El problema es que además de uso masificado, la baja eficiencia de los calefactores y la mala calidad de este recurso, han incidido, en gran parte, al aumento en las emisiones de contaminantes, transformándose en una de las principales fuentes de contaminación atmosférica de nuestro país por material particulado (MP), cuya acumulación es especialmente notoria en centros urbanos.

Bajo este contexto y durante dos años, el investigador de la Facultad de Ingeniería y Ciencias Aplicadas, Sichem Guerrero, ha trabajado en el desarrollo de un convertidor catalítico para estufas a leña, basado en cobre y de bajo costo, que permite reducir de forma más efectiva las emisiones de CO.


Para esto, el trabajo del profesor Guerrero ha estado centrado, por una parte, en investigar la formulación química del catalizador, para lograr optimizar la conversión de contaminantes y, por otra, en construir y validar un prototipo de convertidor catalítico para la eliminación de contaminantes gaseosos y material particulado desde la combustión de leña.


La tecnología, que obtuvo financiamiento estatal del concurso Fondef IDeA (fondef Id16I10358), ha sido apoyada por la empresa Bosca, donde se construyó e implementó el cartridge metálico que alberga al catalizador y que permite hacer las mediciones en una estufa en operación.


Según el profesor Guerrero, las pruebas preliminares han demostrado que estos catalizadores basados en cobre tienen una alta actividad en la eliminación de monóxido de carbono y destacó, especialmente, la oportunidad de trabajar con Bosca en el desarrollo de este proyecto. “Es importante establecer un puente de colaboración entre la investigación aplicada de la Universidad de los Andes y la empresa privada para llegar a soluciones innovadoras con potencial de masificación”, afirmó.


Por su parte, el Director de Innovación, Anil Sadarangani, reconoció la importancia de que “la investigación aplicada que se está desarrollando de forma sostenible en la Universidad sea capaz de entregar una solución concreta a problemas contingentes, como la contaminación, y que necesitan de una urgente solución en beneficio de las generaciones futuras. Contar también con el apoyo de Bosca demuestra que la academia y la industria deben trabajar en conjunto”.


Situación actual
Aun cuando existen esfuerzos para llevar adelante planes de descontaminación en distintas zonas de Chile, el problema de fondo persiste: tecnologías deficientes para combustión de leña y falta de regulación, por ejemplo, en la venta de leña no certificada o explotación de bosque nativo.


Considerando que el uso de leña corresponde al 20% del total del consumo de energía primaria en Chile (petróleo, carbón y gas natural), es indudable que las medidas estrictas sobre rangos de emisión deben venir acompañadas de tecnologías, que permitan alcanzar niveles bajos de emisión de contaminantes.
En ese sentido es que la tecnología desarrollada por el profesor Guerrero y el apoyo de Bosca se vuelve relevante, porque entrega una solución a un problema real de las personas. Se espera que, prontamente, este catalizador esté en el mercado.